Conozca cómo su empresa se puede beneficiar con contratos de suministro.

Conozca cómo su empresa se puede beneficiar con contratos de suministro.

Si su empresa necesita un flujo constante de productos, materias primas o servicios determinados y a la vez que su proveedor mantenga condiciones concretas de compra y venta, el contrato de suministro es lo que necesita.

 

El contrato de suministro es aquel por medio del cual una parte se obliga mediante un precio, a realizar en favor de la otra, prestaciones periódicas o continuadas de cosas muebles o servicios.

 

Una de las ventajas de celebrar un contrato de suministro es que se pueden pactar un máximo y un mínimo de compras y ventas para el suministro total, o bien si tiene prestaciones aisladas, pueden fijar su cuantía, esto para poder mantener los precios de venta del producto o servicio y no verse afectado por aspectos como la inflación o especulación.

 

Dentro de los ejemplos en los cuales una empresa puede celebrar un contrato de suministro están:

 

  1. Si su empresa necesita materia prima para producir sus productos puede garantizarse tener esta y mantener los precios de compra durante la vigencia del contrato.
  2. O bien, si usted necesita productos o servicios esenciales, tales como material de oficina, servicios de limpieza, o cualquier otra prestación periódica puede utilizar este contrato para cubrir estas necesidad con las mismas condiciones siempre.

 

El contrato puede terminar ya sea por que se cumple el plazo y las partes deciden no renovarlo o bien por incumplimiento de cualquiera de las dos partes.

 

También es de hacer notar que si el incumplimiento de una de las prestaciones aisladas tiene tal importancia que haga presumir que las prestaciones futuras no se ejecutarán oportunamente, también podrá darse por terminado el contrato.

 

Si la parte que tiene derecho al suministro no cumpliere alguna de sus obligaciones, el suministrante no podrá suspender la ejecución del contrato sin darle aviso con prudente anticipación, el cual puede ser pactado.

 

Si no se hubiere establecido la duración del suministro, cada una de las partes podrán solicitar la terminación del contrato, dando aviso con la anticipación pactada o, en su defecto, con una anticipación de noventa días.

 

Si usted necesita de este contrato, puede consultarnos a info@salazarmunoz.com y agendamos una reunión virtual o presencial, a su conveniencia.

¿Quiere que nuestro equipo ayude a su empresa a evitar problemas legales?

Agende su consulta HOY MISMO